Entrevista a Verónica Sánchez

“Más bien busqué la carrera que tuviera más matemática y física, y encontré ingeniería eléctrica. Entonces investigué, me encantó y estoy feliz.” Verónica Sánchez, responsable del Área de Energías Renovables de Iplan.

Este 23 de junio, con motivo del Día Internacional de la Mujer en la Ingeniería, nos hace especial ilusión entrevistar a Verónica Sánchez, mujer e ingeniera en Iplan, con más de 10 años de experiencia en el sector.

Buenas tardes, Verónica, bienvenida y muchas gracias por dedicar este tiempo a contarnos un poquito más sobre ti y tu trayectoria en el mundo de la Ingeniería. 

Empezando por el principio, ¿te importaría presentarte? Quién eres, de dónde eres, tus gustos y aficiones…

Me llamo Verónica Paola Sánchez, soy venezolana y tengo 36 años. Soy una persona un poco introvertida, sin embargo, soy bastante curiosa, siempre estoy buscando y haciendo cosas nuevas, intentando conocer gente porque no soy de aquí. Me encanta salir por Barcelona, disfruto mucho. También me gusta leer, ver películas, viajar, hacer deporte y soy aficionada a las carreras de Moto GP, las veo todas desde hace años.

¿Hace cuánto tiempo que viniste a Barcelona?

Llegué hace cuatro años. Antes había venido de vacaciones y me encantaba la ciudad. No tengo familia en Barcelona, aunque tengo muy buenos amigos que se han convertido en mi familia de aquí.

¿Cómo fue tu infancia? ¿Qué destacaba de ti?

Siempre fui una niña bastante tranquila, muy aplicada en los estudios y muy deportista. En el cole hacía voleibol y básquet. También me gustaba correr en las competiciones entre colegios, corría muy rápido. Y durante muchos años hice natación.

¿Qué estudios realizaste?

En la Universidad del Zulia, de Venezuela, estudié ingeniería eléctrica, del 2004 al 2009. Luego tengo un máster en energías renovables, el cual hice en Moscú, Rusia, durante 2 años. Me eligieron por el trabajo que estaba haciendo y me encantó, fue una experiencia increíble. 

¿Por qué te decantaste por el mundo de la Ingeniería?

Al principio no tenía ni idea de que estudiar. A mí me gustaba mucho el deporte y las ciencias, pero como no veía mucho campo en el mundo laboral del deporte, no quise dedicarme a eso. Más bien busqué la carrera que tuviera más matemática y física, y encontré ingeniería eléctrica. Entonces investigué, me encantó y estoy feliz.

Cuéntanos sobre tu trayectoria laboral antes de llegar a IPLAN.

Hice de becaria en una empresa de producción de poliestireno, estaba en el departamento de mantenimiento industrial. Luego de ahí, me pasé a trabajar en Corporelec, que es como la empresa eléctrica del estado de Venezuela, y trabajé en diferentes departamentos de baja tensión y media tensión. Más adelante estuve en el departamento de energías renovables gestionando los proyectos que se hacían, aun cuando ahí no había todavía esos estudios en Venezuela. Luego de ahí, hice un parón y me fui a Rusia donde hice el máster. Volví y renuncié por el estado en el que está el país y bueno, me vine aquí.

Mi primer trabajo aquí, en Barcelona, fue de Project Manager en Solarprofit, que es una empresa instaladora ya en manos de fotovoltaica. Ahí estuve hasta la pandemia y en junio de 2020 entré aquí, en Iplan.

¿Cómo fue tu primer contacto con IPLAN?

Mi primer contacto fue con Nuria Diez y mi primera entrevista fue con Ricard Querol y Jordi Masramon. Vi la oferta, me apunté y me llamaron a la semana. Empecé como Project manager, retomando proyectos que ya habían empezado, tanto fotovoltaicos como eólicos. Los trabajos de energía fotovoltaica me gustan mucho porque tiene más detalle y es más bonito.

Ya tengo dos años en la empresa y he ido escalando un poquito. Ahora soy la responsable del área de renovables.

¿Cuál es tu proyecto de futuro dentro de la empresa?

La idea es hacer crecer el departamento y hacerlo cada vez más productivo. Sí que es cierto que la empresa, desde un principio, no tenía esta área comercial, tiene poco tiempo. Y bueno, a corto plazo es hacerla crecer mucho más y seguir trabajando en los proyectos que tenemos. 

Define como es trabajar en Iplan con tres adjetivos.

Es interesante, hay mucha solidaridad entre los departamentos y es bastante dinámico.

Tradicionalmente, se ha contado en el sector de la ingeniería con más presencia masculina. ¿Eso te ha influido en alguna decisión o te ha sido de obstáculo para tu carrera profesional?

Nunca, para nada.

Ahora, dejando a un lado el mundo de la Ingeniería, nos gustaría que nos respondieras las siguientes preguntas para saber más sobre tus gustos:

El color que más te define: Verde

Un libro que recomendarías: Es que leo mucho. Leo poseía, historia ficticia, me gustan de crecimiento personal… Ahora, últimamente leí este libro y lo he leído repetidas veces, que se llama “Todo lo que necesito existe ya en mí” de Rupi Kaur, es poesía. Me calma, me da paz y tiene unas frases muy bonitas y muy inspiradoras. Lo he leído muchas veces, más de cinco, cuando quiero relajarme y despejar mi mente en la playa, en el tren…

Lugar donde te gustaría viajar: He viajado un montón. Hace poco hice una lista y he ido a 29 países. Ahora mismo me gustaría irme a Turquía. Aunque me gustó mucho Filipinas y las ciudades de Praga y Ámsterdam. Hong Kong también me encantó, es que no lo sé, tengo muchos y son muy diferentes y claro, ves la belleza desde distintos ángulos.

Película que te gustaría volver a ver: Mi película favorita es Interestelar. Me gusta mucho porque está ligada mucho a la física y es lo que me gusta. También me gustan las policiacas y de investigación y las de casos de la vida real.

Para concluir la entrevista, ¿te gustaría compartir con nosotros algún recuerdo o anécdota que te haya sucedido en el trabajo?

Pues bueno, lo más curioso que me ha pasado es cuando estaba trabajando en Venezuela, llevaba a nivel nacional muchos departamentos y siempre la comunicación era por teléfono, porque en ese momento no se hacían videollamadas. Y cuando llegó el momento de conocer en persona a un empleado en concreto, se asombró mucho, se esperaba una persona mayor. Yo en ese momento tenía 26 años, entonces me dijo “…como hablas, como te expresas, como manejas, yo pensé que eras una persona mayor. De hecho, cuando te vi, no creía que fueras tú.

¡Gracias Verónica! Ha sido un placer hablar contigo y esperemos que sigas disfrutando de tu trabajo como hasta ahora.

Teclea los términos de búsqueda y pulsa Enter

Rio Tenes